Cria natural y papilleros de agapornis roseicollis, fischeri y personatus
Get Adobe Flash player

Los agapornis pasan por la muda juvenil a los 4-6 meses de edad, proceso éste donde el plumaje sufre una evolución dando la entrada a la edad adulta. El plumaje consolidará en este período su colorido, caracterizando aún más la especie a la cual pertenezca. Este proceso puede durar entre 1-4 meses, siendo la media general unos 3 meses.

Los agapornis adultos renuevan sus plumas una vez al año, reconocida como la época de muda, teniendo lugar entre junio y agosto normalmente.

La muda supone un gran esfuerzo para ellos pero es de una importancia vital para sobrevivir en plena naturaleza. Las plumas poseen muchas funciones. Se desgastan con el tiempo y por eso son renovadas. Si no fuera así el ave perdería la capacidad de volar y no podría regular su balance térmico.

La muda parcial es una adaptación del organismo del ave a circunstancias temporales como puede ser el momento de la reproducción o cuando se produce la entrada de una estación. Sólo se sustituyen plumas nuevas por las viejas, y en determinados puntos de su cuerpo.

La muda total es una sustitución total del plumaje, y ocurre, al menos, una vez al año en todas las aves. Es en ese momento, cuando las aves se encuentran más desprotegidas, más vulnerables, porque su vuelo casi desaparece o se ven incapacitadas totalmente para hacerlo.

No debemos preocuparnos cuando le veamos que se le caen las plumas y tenga un aspecto un tanto “despeluchado”, puede que no estén tan alegres como de costumbre o parecer enfermos. Hay que prestar especial atención en esta época ya que son propensos a los parásitos y las infecciones.

CONSEJOS:

  1. Es conveniente, además de las vitaminas, ponerles un hueso de jibia o sepia, todo ello acompañado de una buena mixtura o un buen pienso, en definitiva, una buena alimentación y variada.
  2. Durante el periodo de muda la hembra no debería estar criando, por lo que se aconseja quitar el nido y los huevos que haya puesto hasta que realice la muda. Si la hembra está en muda mientras está criando, corremos el gran riesgo de que mueran los polluelos y que muera la propia madre.
  3. Es importante resguardarles de las corrientes de aire.
  4. Limpieza de la jaula para evitar infecciones y enfermedades.
  5. Es fácil que en este periodo acepten de buen agrado la comida de cría.
Nuestro Facebook!
Facebook By Weblizar Powered By Weblizar
Flag Counter